Portada TERRA PERÚ > Entretenimiento > Cine

 
Los niños fueron sacados de los barrios más pobres de ese país
Miércoles, 25 de Febrero de 2009

Actores infantiles de ‘Quisiera ser millonario’ reciben casas nuevas en India

imprimir  enviar 

Dos de los principales actores infantiles de "Quisiera ser millonario" recibirán nuevas viviendas de parte de las autoridades indias, luego de que la cinta de bajo presupuesto arrasara en los Oscar llevándose ocho premios.

 Rubina Ali/Reuters Rubina Ali/Reuters

"Esos dos niños han traído premios para el país y hemos escuchado que viven en viviendas pobres, que no pueden ser siquiera clasificadas como casas"
Mira las fotos de la película
'Quisiera ser millonario' triunfa en Hollywood

Las casas de Mumbai serán para Rubina Ali y Azharuddin Ismail, quienes interpretaron a los personajes centrales del filme Latika y Salim de niños en la producción romántica sobre un joven de la India que compite por amor y dinero en un programa de concursos televisivo.

"Esos dos niños han traído premios para el país y hemos escuchado que viven en viviendas pobres, que no pueden ser siquiera clasificadas como casas", dijo Gautam Chatterjee, jefe de la autoridad de vivienda y desarrollo de zonas de Maharashtra.

Ali, de 8 años, vive en una pequeña casucha de un barrio pobre cercano a las vías del tren, mientras que Ismail duerme bajo un techo de polietileno en la misma villa. Ninguna de las dos casas tiene agua corriente.

La película, desarrollada en Mumbai que corresponde al estado de Maharashtra, se llevó ocho premios Oscar incluyendo mejor película y mejor director para el británico Danny Boyle.

Pero previo a la entrega de premios realizada el domingo, el éxito mundial de la película se vio opacado por críticas en la India por su título, que para algunos resultó ofensivo, su representación de la vida de los empobrecidos habitantes y el trato que sufrió el elenco.

Además, hubo protestas luego de que salieran a la luz fotografías de los niños actores viviendo en la miseria pese a que el filme que tuvo un costo de 15 millones de dólares recaudara cerca de 100 millones desde su estreno en Norteamérica el pasado noviembre.

Tanto Boyle como el productor Christian Colson ha rechazado de plano los reclamos de explotación infantil para la película.

El director y el productor señalaron que los niños recibieron salarios superiores a los que se pagan en India y que fueron inscritos en una escuela por primera vez en sus vidas con un fondo creado para pagar su educación, emergencias médicas y "costos de vida básicos".

Fox Searchlight Pictures, el estudio de 20th Century Film Fox detrás de la película, pagó las visas, pasajes y el hotel para que nueve niños viajaran hasta Los Angeles para la entrega de los Oscar.

Terra Perú/Reuters